¡Combatientes por el socialismo científico!

Fortaleciendo la Unidad Popular Revolucionaria Antiimperialista // Voz Proletaria, la voz del proletariado venezolano

martes, 23 de agosto de 2016

El sufragio universal ¿quién resulta elegido?

Bajo circunstancias normales, el resultado combinado de la evolución y la decepción, es la elección de funcionarios que sirven al pueblo con palabras y a los ricos con hechos


Caracas, agosto 2016. Voz Proletaria.- La primera pregunta que surge en este caso es ¿Qué intereses representan los funcionarios que han sido elegidos? Dentro del capitalismo los candidatos electos representan y gobiernan para una minoría y velan por mantener la opresión contra las mayorías para promover los negocios de las clases que los han financiado como candidatos.

La etiqueta de democracia, libertad, igualdad e incluso “socialismo” con que algunos políticos bautizan sus campañas son eslóganes para engañar a sus electores y mantenerlos bajo control.

En este sentido, Marx afirmaba que “El carácter de las elecciones no depende de sus denominaciones sino de sus fundamentos económicos...” (La Guerra Civil en Francia); sostiene además que el sufragio es una forma donde los electores votan cada 3 o 6 años a un miembro determinado de la clase dominante.

Sobre el grado en que los proletarios están excluidos de la política en las democracias capitalistas, Lenin escribe: “La sociedad capitalista considerada en sus condiciones de desarrollo más favorables, nos ofrece una democracia más o menos completa en la república democrática. Pero esta democracia se halla siempre comprimida dentro del estrecho marco de la explotación capitalista y es siempre, en esencia, por esta razón, una democracia para la minoría, solo para las clases poseedoras, solo para los ricos”.

“En virtud de las condiciones de la explotación capitalista, los esclavos asalariados modernos viven tan agobiados por la penuria y la miseria, que no están para la democracia, no están para política, y en el curso corriente y pacífico de los acontecimientos, la mayoría de la población queda al margen de toda participación en la vida político-social.” (El Estado y la Revolución).

Bajo circunstancias normales, el resultado combinado de la evolución y la decepción, es la elección de funcionarios que sirven al pueblo con palabras y a los ricos con hechos.

Esto se evidencian en países donde incluso, los gobiernos se proclaman abiertamente de izquierda, pero en los hechos a la hora de una profunda crisis no vacilan en acudir a los favores de la clase dominante. Imponen a sus electores la esperanza en la conciliación entre las clases como camino seguro al “bienestar de todos”.

La clase obrera no debe hacerse ilusiones con el sufragio universal burgués, pero esto no significa que no debe dejar de participar en él y usarlo como un arma de propaganda para promover sus intereses como clase que aspira a imponer su dominio por la fuerza contra los explotadores.

0 Deja tus comentarios :

Publicar un comentario

Prensa Libre

"La función de la prensa es ser el perro de guardia, el denunciante incansable de los opresores, el ojo omnipresente y la desembocadura del espíritu omnipresente de las personas que guardan celosamente su libertad. [...] El deber de la prensa es tomar palabra por los oprimidos en torno a ella. [...] El primer deber de la prensa es socavar los cimientos del sistema político existente ".