¡Combatientes por el socialismo científico!

Fortaleciendo la Unidad Popular Revolucionaria Antiimperialista // Voz Proletaria, la voz del proletariado venezolano

jueves, 31 de julio de 2014

La juventud ecologista y el reto por la construcción del socialismo

Caracas, julio 2014. Voz Proletaria, VP.- El sistema capitalista, fundamentando su acción para generar la máxima ganancia a través de las potencias imperialistas, ha generado un sin fin de problemas ambientales que parten desde el uso de las riquezas naturales hasta las agresiones que apuntalan las intervenciones militares y políticas en los países dependientes, con el objetivo de desarrollar una lucha por el nuevo reparto del mundo entre los principales bloques imperialistas: Estados Unidos -Unión Europea y Rusia - China. 

En la actualidad, existen planteamientos con una doble postura ante los organismos nacionales e internacionales. Por ejemplo, el Protocolo de de Kyoto, Copenhague, El encuentro de los Pueblos, LA Celac, el Congreso Nacional Constituyente de Movimientos Eco-ambientalistas, La cumbre de G77+China, entre otros, con el “supuesto” de diseñar estrategias que favorezcan una salida de los agentes contaminantes del mundo; que en el mejor de los casos apunta a las declaraciones de mandatarios de imperialistas como EEUU, Europa, China y Rusia, quienes opinan que es necesario programar la entrada a los países de Suramérica en este espacio, no para tomar en cuenta sus opiniones, sino para robarse las riquezas naturales de territorios como los 7.989.004 KM2 de la Amazonía, que es la más extensa zona forestal del mundo, ocupando a países como Venezuela, Brasil, Colombia, Ecuador, Perú, Guyana, Surinam y Bolivia, con un sinfín de biodiversidad, la burguesía pretende colocar su garra en estos recursos, dejando claro que no escatimara en esfuerzos para hacerse de estos espacios naturales. 

En la historia, el activismo ambiental y ecologista, se ha convertido en un movimiento estéril, en el que existen concepciones pequeñoburguesas sobre la lucha ambiental, que son poco objetivos, que no no toman en cuenta la superproducción del sistema capitalista que es el modo de producción que mas daño ha ocasionado al ambiente. 

En acontecimientos nacionales e internacionales encontrarnos posturas que dirigen las políticas ambientales, desde el ámbito deportivo y recreativo, que son importantes, pero que no trascienden hacia el marco de lucha política. Son pocas las organizaciones ambientalista que ejercen la lucha contra los burgueses dueños de los medios de producción. Desde la juventud revolucionaria se debe generar las condiciones para la unificación del movimiento eco-ambiental; al lado del campesinado y la clase obrera con la finalidad de generar la transformación de la sociedad. 

La burguesía, dueña de los grandes medios de producción (transnacionales), que tienen el poder no descansará hasta terminar con los recursos naturales para obtener la máxima ganancia. Para esto se vale de distintas formas de lucha para sacar de su camino a los que estén en contra de sus intereses de clase. Es por ello que la juventud revolucionaria, con un pensamiento eco-ambientalista en la acción revolucionaria, deberá demostrar con hechos el cambio que Chávez indicaba como única salida, el cual es el “cambio del sistema”. El ex presidente Hugo Chávez, fue un luchador ambiental revolucionario, ya que en el 5to objetivo del plan de la patria, propone contribuir con la preservación de la vida en el planeta y la salvación de la especie humana y además de esto, impulsó la lucha por la protección del Caura, que es una de las riquezas más grande de América del sur.

Extraído de Voz Proletaria impreso, Nº 90.

0 Deja tus comentarios :

Publicar un comentario

Prensa Libre

"La función de la prensa es ser el perro de guardia, el denunciante incansable de los opresores, el ojo omnipresente y la desembocadura del espíritu omnipresente de las personas que guardan celosamente su libertad. [...] El deber de la prensa es tomar palabra por los oprimidos en torno a ella. [...] El primer deber de la prensa es socavar los cimientos del sistema político existente ".