¡Combatientes por el socialismo científico!

Fortaleciendo la Unidad Popular Revolucionaria Antiimperialista // Voz Proletaria, la voz del proletariado venezolano

jueves, 17 de noviembre de 2011

ALERTA: ¡Otro preso político asesinado por denegación de asistencia médica en las cárceles del régimen colombiano!

Los derechos humanos en Colombia tienen alarmados a los organismo internacionales, mientras tanto, el gobierno fascista de ese país es reconocido por muchos como democrático

Derechos humanos en Colombia
   COLOMBIA: los casos de presos políticos torturados y asesinados por denegación de asistencia médica son sistemáticos, son numerosísimas las denuncias. Y sólo en los 6 primeros meses del año 2011, han sido asesinados por el estado colombiano 7 presos políticos por tortura y tortura de denegación de asistencia médica. A 17 de noviembre ya son 11 los presos políticos asesinados por tortura y denegación de asistencia médica como forma de tortura en las cárceles colombianas, en el 2011: organizaciones sociales denuncian que es un verdadero exterminio y lanzan la alarma a la comunidad nacional e internacional. La última semana de octubre fue asesinado el penúltimo preso por tortura: molido a palos por la guardia. Y en la segunda semana de noviembre el estado asesina a otro preso político, por tortura de denegación de asistencia médica. He aquí la denuncia del último caso:

Muere por tortura de denegación de asistencia médica, otro preso de la cárcel Picota de Bogotá: homicidio.

Miércoles 16 de noviembre de 2011, por Fcspp
   El recluso Jhon Jairo Garcia, TD. 55974, privado de su libertad en la Torre F, nivel 5, patio 14, de la cárcel Nueva Picota -ERON- en la ciudad de Bogotá, y quien se encontraba enfermo de SIDA, falleció el 15 de noviembre en una clínica de Saludcoop, en la ciudad de Bogotá. La situación de inasistencia médica generó en el recuso una infección, que por la falta de tratamiento adecuado produjo una trombosis que terminó con la vida de Jhon Jairo García.

   El 11 de noviembre La fundación comité de Solidaridad con los Presos Políticos había solicitado, con carácter de urgente, a las autoridades penitenciarias y a los organismos de control del Estado colombiano, que tomara las medidas necesarias para garantizar el derecho a la salud y a la vida del interno JHON JAIRO GARCÍA. Así mismo, dicen sus familiares, Jhon Jairo había solicitado en reiteradas ocasiones mejor asistencia médica.

   Reclusos de la cárcel Picota y que compartían prisión con Jhon Jairo hacen dos denuncias frente a su muerte: denuncian que su muerte responde a que la asistencia médica prestada a los presos es inoportuna e insuficiente lo que genera complicaciones en la salud de los reclusos y en ocasiones la muerte; que Jhon debía ser trasladado el 10 de noviembre a una revisión médica pero el INPEC, por medio de la oficina jurídica de la cárcel picota, no efectuó dicho trámite, como ocurre comúnmente. Dicen los internos que esta situación de inasistencia generó en el recuso una infección, que por la falta de tratamiento adecuado produjo una trombosis que terminó con la vida de Jhon Jairo García.

   En reiteradas oportunidades la Defensoría del pueblo, la procuraduría, la corte constitucional han reiterado lo necesario e inaplazable que debe ser el respeto a los derechos de las personas privadas de su libertad. “La órbita de los derechos del preso cuya limitación resulta innecesaria, es tan digna de respeto y su protección constitucional es tan fuerte y efectiva como la de cualquier persona no sometida a las condiciones carcelarias. … Del derecho pleno del interno a la vida, la integridad física y a la salud se deriva importantes consecuencias jurídicas para la administración penitenciaria que pueden ser descritas como deberes (Corte Constitucional, sentencia T-596 de 1992).

   Contrario a ello, las autoridades penitenciarias han generado en la cárcel una realidad impune ante las condiciones higiénico-sanitarias que agreden la dignidad de los reclusos. Situación que se agrava con las pésimas condiciones de infraestructura y los altos niveles de hacinamiento. Terreno fértil para que las personas ahí encerradas adquieran o estén expuestas a enfermedades infecto-contagiosas y en sin garantías de derechos para su salud y su vida.

_______________________________________________________

Vea en el siguiente VIDEO el testimonio de Diomedes Meneses, un caso dramático de la tortura que aplica contra los presos políticos civiles y contra los presos políticos y de guerra el estado colombiano, en su política de castigo y asesinatos contra todos los presos políticos. Un testimonio de las torturas que ha sufrido Diomedes Meneses Carvajalino, y continua sufriendo. Hoy Diomedes esta en riesgo de muerte inminente, se hace un SOS a la solidaridad internacional

0 Deja tus comentarios :

Publicar un comentario

Prensa Libre

"La función de la prensa es ser el perro de guardia, el denunciante incansable de los opresores, el ojo omnipresente y la desembocadura del espíritu omnipresente de las personas que guardan celosamente su libertad. [...] El deber de la prensa es tomar palabra por los oprimidos en torno a ella. [...] El primer deber de la prensa es socavar los cimientos del sistema político existente ".