¡Combatientes por el socialismo científico!

Fortaleciendo la Unidad Popular Revolucionaria Antiimperialista // Voz Proletaria, la voz del proletariado venezolano

sábado, 2 de abril de 2011

Diario “La Prensa”: Cuando el sufrimiento produce dinero.

Un análisis para el debate, uno de los medios más irresponsables y ordinarios de todo el país


Los niños son víctimas frecuentes
de estos amarillistas
   Caracas, abril de 2011. Voz Proletaria, VP.- La situación de degeneración periodística por parte de la burguesía es realmente denigrante, basta ver una prensa burguesa para constatar el sadismo con que muestran la “guerra social” que es generada por el propio sistema capitalista. Estos rotativos, los cuales sus imágenes favoritas son las de cuerpos asesinados, tiroteados, destrozados, mutilados y degollados, esto ante la mirada cómplice de instituciones, representante y organismos burócratas que no merecen otro calificativo por su ineficiencia en el cumplimiento de su tarea. 


   Conatel es el organismo rector encargado de la regulación de estos carroñeros que se desviven por los muertos que a diario se suceden en nuestra población. Pero, Conatel como todo órgano al servicio del estado burgués vuelve su mirada a un lado mientras se publican portadas y contraportadas a full color con cuerpos destrozados de seres humanos. Estos periódicos se venden sin ninguna regulación, en ellos se discrimina de la condición moral y humana de los ciudadanos, el dolor de los familiares de las víctimas ante el amarillismo mercantilista de estos pasquines es ahogado invocando la prostituida “Libertad de expresión” se denigra de la dignidad social para ser parte de todo un plan político destinado a dañar y desformar la sociedad.

   El impacto psicosocial es más detestable cuando vemos que estos mercaderes de la información sin ningún control, penetran en la población infantil, puesto que estas crónicas son exhibidas libremente en unidades de trasporte público, plazas, calles y avenidas, y lo peor aún es se pueden ver en centros educativos, por el desconocimiento e ingenuidad de unos adultos irresponsables que sin saberlo son reproductores de esta información destructiva, que es llevada a las manos de los niños, penetrando incluso nuestros hogares.

   La situación es realmente preocupante, el target (público al que va dirigido este diario), es a la clase trabajadora, pero desde señores supuestamente cultos, profesionales, educadores, estudiantes, trabajadores honestos y hasta el lumpen proletario son portadores, seguidores y asiduos lectores de esta miasma comunicacional llamada “La Prensa”, sádica y ruin, que promociona y difunde solo por el interés económico de unos dueños, columnistas, editores y periodistas, fotógrafos y directores desquiciados por la sangre. Es totalmente ilícito exponer imagines de este tipo. Sabemos que la ya mencionada prostituta libertad de expresión es un chantaje para difundir estas aberraciones, pero esto no debe ser un obstáculo, pues, el código de ética del periodista venezolano en su artículo 1 nos dice: “El periodismo es un servicio de interés colectivo y el periodista está en la obligación de ejercerlo consciente de que cumple una actividad indispensable para el desarrollo integral del individuo y la sociedad.” Excelente forma de colaborar con el desarrollo del individuo y la sociedad que tiene “La Prensa”.

   Pero la antiética de este diario no tiene límites. El artículo 5 del Código de Ética nos dice “El periodista sólo podrá informar de la vida privada, aquello que sea de importancia para los intereses de la colectividad; está obligado a darle el tratamiento ajustado a la dignidad, la discreción y la veracidad que se merece la vida privada de cualquier ciudadano venezolano.” El cumplimiento de esto por parte de “La Prensa” lo vemos cuando, aún en contra de la voluntad de los familiares, los cuerpos de sus seres queridos son expuestos, mutilados en primera página.

   Más adelante, el artículo 8 del Código de Ética en su parágrafo único expresa: “…Es condenable el uso de técnicas amarillistas…” El amarillismo de “La Prensa” brota desde la primera hasta la última letra.

   No sólo en el Código de Ética se puede observar la mediocridad de este tipo de medios, en la Ley del ejercicio del Periodismo podemos encontrar numerosas transgresiones por parte de este diario. 

La ética es la gran desconocida de
"La Prensa"
   El día martes 7 de septiembre del año 2010; fotógrafos del mencionado diario se trasladaron a la calle 2 de “Cerrito Blanco”, donde yacía el cadáver de un joven de 25 años de edad, los reporteros esperaron que llegaran los familiares (entre ellos una mujer embarazada) para accionar el flash de sus cámaras, esa foto irrespetuosa del dolor de las personas fue la imagen a full color de la contraportada del día siguiente a pesar de que los familiares se mostraron en contra de forma vehemente y exigieron respeto a su dignidad, naturalmente no fueron oídos y “La Prensa” continúa jugando con el dolor ajeno en nombre de la profesión de la Comunicación Social. (Este caso ha sido elegido al azar por el equipo de investigación de Voz Proletaria, casos como este abundan a diario). 

   Sabemos que la inseguridad hay que denunciarla, puesto que, de no hacerlo las personas no tomarían las precauciones necesarias y se convertirían en potenciales víctimas de la delincuencia, pero una cosa es informar con ética periodística y otra convertir esta profesión en un teatro de enfermos y desquiciados que a la vez transmiten al pueblo esta enfermedad.

   La depravación de este tipo de medios en general, del cual tomamos de forma específica (muestra) a “La Prensa”, es tal, que en las páginas de publicidad y clasificados se ofrecen como mercancías los servicios de prostitución en todos los niveles y con todas las descripciones serviciales que ofrece este tipo de trabajo acompañado de imágenes de prostitutas. Estas publicaciones que, naturalmente denigran de la mujer, también son un mal ejemplo para el público de entre los cuales destacan niño, niñas y adolescentes. ¿Cómo aspiramos a una sociedad sana si este es el mundo exterior que muestran los medios a la sociedad venezolana?

   En el sistema capitalista, el periodista es formado para reproducir, difundir y defender los intereses de clase de la burguesía como los únicos posibles. El dueño del medio es quien decide lo que es noticia y lo que no es, violando así el artículo 34 del Código de Ética que nos habla de los derechos del periodista a que se le respeten y no se modifiquen los trabajos de su autoría. Las líneas editoriales echan por el suelo todo esto, el sentido Social de la Comunicación se pierde entre los intereses mercantilistas de la clase dominante.

   Cualquier periodista que se atreva a alzar la voz contra este poder mafioso, corre el riesgo de quedarse sin empleo y entra en una lista negra que le impedirá ejercer su profesión en cualquier otro medio.

   La violencia, las drogas, el alcoholismo y la prostitución son obras de las empresas capitalistas que año tras año elevan sus ganancias en detrimento de millones de muertos y viciados productos de la inmoralidad burguesa. El proletariado en cambio es sólo el efecto de una causa que está dentro del propio sistema explotador y embrutecedor, son miles las actividades de colectivos, grupos y educadores en el área de la cultura, el deporte, la formación y recreación desarrolladas por el pueblo, para contribuir en la formación y desarrollo de una mejor sociedad, dichas actividades no son resaltadas porque en la expresión de los mismo medios mercantilista de comunicación burgueses y las academias y escuelas de Comunicación Social del país, se aclara que esta información no vende y por tanto no debe salir a la luz. 

   El llamado desde Voz Proletaria para todos y todas las personas que de una u otra forma luchan por combatir el putrefacto estado burgués, es a denunciar, manifestar y combatir estos medios audiovisuales, radiales y escritos que son una verdadera amenaza para la educación y desarrollo social.

Sala de investigación y redacción de Voz Proletaria - Mov. Gayones

Caracas - Venezuela

0 Deja tus comentarios :

Publicar un comentario

Prensa Libre

"La función de la prensa es ser el perro de guardia, el denunciante incansable de los opresores, el ojo omnipresente y la desembocadura del espíritu omnipresente de las personas que guardan celosamente su libertad. [...] El deber de la prensa es tomar palabra por los oprimidos en torno a ella. [...] El primer deber de la prensa es socavar los cimientos del sistema político existente ".